Las bacanales — letraese letra ese

Director fundador | CARLOS PAYAN Director general | CARMEN LIRA SAADE • Director Alejandro Brito Lemus

SALUD SEXUALIDAD SOCIEDAD

ARCHIVO HISTÓRICO

Número

Usted está aquí: Inicio / 2019 / 02 / 07 / Las bacanales
× Portada Guardada!

Las bacanales

Entre los años 246 y 146 antes de nuestra era, el imperio romano vivió períodos de incertidumbre debido a las exigencias militares a las que hizo frente en las llamadas Guerras Púnicas, tres conflictos bélicos sostenidos por Roma en contra de Cartago por los dominios del mar Mediterráneo.

El conflicto implicó un gran desgaste en las villas romanas, sobre todo en la capital del imperio, donde grandes caravanas de todas partes del emporio comenzado por Rómulo y Remo, comenzaron a asentarse en las laderas contiguas al río Tíber debido a la gran baja demográfica derivada de la guerra.

Los hechos provocaron que las mujeres, tradicionalmente relegadas de la esfera pública, tomaran los papeles públicos dejados por sus padres, esposos y hermanos y cuestionaran a las autoridades.

En medio de este contexto, el historiador español Pedro Ángel Fernández Vega plantea el surgimiento de una serie de medidas, instigadas por el gobierno romano, para suspender y condenar las celebraciones en honor a Baco, dios del vino, ampliamente popular en aquellos años, pero cuyo culto sufrió una serie de modificaciones en estos tiempos de guerra.

De esta manera, el también arqueólogo plantea que la idea popular de que las celebraciones conocidas como bacanales eran depravadas, libertinas y hedonistas podrían no ser tan real y dichas reuniones no eran exclusivas para el derroche del placer o tal vez éste no era su fin último.

Mediante el análisis de una serie de documentos judiciales de la época de la Segunda Guerra Púnica (186 antes de nuestra era), tragedias, comedias y crónicas de diferentes autores, obras de arte, discursos políticos y otras fuentes, Fernández Vega elabora una revisión histórica del momento en que los sectores de poder de la sociedad romana comienzan a cuestionar el popular culto, que comenzaba a ser visto como un peligro para senadores, gobernantes y otros sectores privilegiados.

Así, ronda la idea de que este fue uno de los primeros intentos occidentales por controlar la sexualidad de la ciudadanía.

 

Bacanales. El mito, el sexo y la caza de brujas
Pedro Ángel Fernández Vega

Siglo XXI, 2018

Comments
comentarios de blog provistos por Disqus